El poder de las fragancias

¿Existe algún sentido que nos transporte a otros momentos y a otros lugares de manera más automática e involuntaria que el olfato? De chiquita a mí me llamaban “olorcito” porque todo lo olfateaba; todo tenía “olor a algo” y todo me resonaba en la nariz (si es que puede usarse el verbo “resonar” en este caso).

Una fragancia puede llevarnos lejos o cerca pero no hay dudas de que nos transporta a ese momento donde estabas esperando empezar las vacaciones en la estación de servicio, o cuando ayudabas a tu abuela en la cocina a preparar la bolognesa o cuando caminabas de chiquita por el Italpark y comías ese pochoclo calentito humeante de vainilla.

Hoy quiero hablarles de perfumes. Sí, estuve dando vuelta por algunas perfumerías y me probé todo lo que estaba a la vista. De hecho, el olor a perfume importado me transporta al Free Shop y esa subida ansiosa al avión, con toda la adrenalina de un viaje al extranjero, con las muñecas empalagadas de los olores del Duty Free.

Como les decía, hoy estaba dando vueltas por las perfumerías y, aunque no compré nada, estoy armando mi wishlist para que no se me escape ninguna fragancia. Me encantaría participar alguna vez de la creación de un perfume. ¿Cómo eligen los aromas y las combinaciones? ¿Cómo saben que esa fragancia no existe y es inédita? ¿Usarán aceites esenciales? Los diseñadores, ¿harán una conexión entre la colección de ropa y el perfume nuevo que sacan? ¿Combina un perfume con un outfit en particular?

Bueno, como sea, (y hasta que no participe de alguna creación), estas preguntas quedarán flotando para que me las responda quien sepa un poco de este tema y quiera compartir la información. Por ahora, les quiero compartir algunas de las fragancias que me acompañaron en momentos de mi vida y las que, seguramente, estarán más adelante perfumando nuevas aventuras.

Mis fragancias del pasado:

caclouf0103002_custom_

Lou Lou de Cacharel: Mi adolescencia. Noches de bailongo en La France, pollera a cuadrillé y remeras hiper ajustadas . Momentos de grupo de amigas, de primer novio. No sé por qué usaba una fragancia tan intensa y pesada a los 15 / 16 años… ¿A quién se le habría ocurrido regalármelo? Igual éramos muchas las que lo usábamos. Estaba de moda. Creo que fue un regalo que me trajeron mis viejos de un viaje a Europa. ¿Lo usaron también ustedes?

 

 

41hmf2rakel-_sy355_Anaïs Anaïs de Cacharel: ¡Cuántas fragancias había de Cacharel! Ahora también debe haber pero no tienen tanta publicidad ¿O sí? La pronunciación del nombre fue siempre polémica jaja (¿¿Ané Ané o Anaís Anaís??)Este perfume es el más viejo que recuerdo. Acá yo tendría unos 12/13 años. Era un perfume de “chicas”. Como el “Mujercitas” pero más en serio – era importado-. Era una fragancia muy dulce y floral – muy “ajazminada”. Me transporta a momentos en la casa de mi abuela y a tardes compartidas con mi tía solterona. De hecho, es un perfume de solterona, me da la impresión… (¡qué feo decir esto! Todavía debe haber gente                                                                                        que lo usa! Me gustaría olerlo de nuevo, para que                                                                                     me traiga más recuerdos)

 

2014123200009_2Eternity de Calvin Klein: ¿Se acuerdan cuando Calvin Klein estaba como loco sacando fragancias unisex a troche y moche? Bueno, yo era una de las que había sucumbido a la fragancia fresca y mentolada (casi varonil, diría) del Eternity. Este es el olor de mi secundario. El olor de una rateada a la Costanera, a tomar sol en el pasto de lo que después se convertiría en Costa Salguero. Olor a sábados a la mañana, ensayos de danza jazz en el Club Italiano (eso junto a los chicles Bazooka de sandía )

tommy2

Tommy Girl de Tommy Hilfiger: Viaje de 15 años a Nueva York, Boston, Los Angeles y San Francisco. El olor de la valija; el olor de la nieve en Boston y de Fao Schwarz en NYC. Olor a peleas con mi viejo. Olor a otro viaje a los veintipico, no me acuerdo muy bien adónde. Fue con mi primer novio. ¿A Punta Cana?

 

 

 

lancome-poeme_50ml-700x700

Pôeme de Lancôme: Esta es la que considero MI fragancia. La usé mucho tiempo. Fue en el momento justo donde dejaba a mi primer novio, comenzaba una nueva relación super fogosa con el segundo. Tiempos de sensualidad y elegancia. Tiempos de 13 kilos menos y momento de volverme mujer adulta. Amo el olor dulce y penetrante del Pôeme. Desde ahí empecé a volcarme hacia las fragancias dulces, y persistentes. Dejé de lado lo etéreo, unisex, fresco, cítrico… para siempre.

 

 

lancome-lancome-hypnose-eau-tp_3802448269708579641f

 

Hypnôse de Lancôme: Una delicia dulce del verano pasado, esperando la vuelta del Pôeme al país. El Hypnôse es más sutil. Más elegante. Tiene una presencia contundente, diferenciada, pero sin empalagar. Es un olor “original”. Me acompañó en búsquedas, amoríos de dos-tres semanas; es el aroma del “volver a empezar”. Es exquisito. No tan popular. Un hermoso regalo de mi hermana.

 

 

¿Quieren conocer a los que me acompañarán en mis próximas aventuras?

He aquí, señoras y señores, mi flamante wishlist 👇 (El orden presentado es absolutamente aleatorio; me gustan todos por igual).

Mis fragancias del futuro:

good_1
Good Girl de Carolina Herrera
lancome-la-nuit-tresor-leau-de-parfum-review-1
Trésor La Nuit de Lancôme
li
Live Irresistible de Givenchy
Hot Couture de Givenchy
Hot Couture de Givenchy
Amour de Kenzo
Amour de Kenzo

¿Qué momentos me tendrán reservados estos perfumes? Me intriga…

¿Y a ustedes? ¿Qué fragancias las acompañan / acompañaron en sus vidas? ¡Cuéntenme que las leo!😘💘